. El blog Documentación, biblioteconomía e información nos habla del movimiento Slow science en contraposición a la Ciencia 2.0 y sus múltiples herramientas: las redes sociales, los blogs, las apps para móviles, los metaproductos, las revistas 2.0, etc. El manifiesto de Slow science ya deja claro en la primera frase que We are scientists. We don’t blog. We don’t twitter. We take our time.

El autor del blog opina que ciencia 2.0 y Slow science no son conceptos antagónicos sino que complementarios, ya que se pueden usar las herramientas y las aplicaciones para comunicar y acceder a las investigaciones y a la vez realizar experimentos y comunicarlos con la máxima seriedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *